21 de septiembre de 2019

COMO VENDERSE UNO MISMO



Tiene una entrevista de trabajo para la empresa y el cargo que siempre soñó. Siente una combinación de adrenalina y algo de náuseas: tiene 15 segundos, o menos, para comunicar convincentemente su valor cómo empleado potencial: sólo 15 segundos para abarcar un currículum de trabajo y logros, trasnochadas y éxitos. Hay tantas cosas que quiere decir pero su mensaje tiene que ser claro, corto y preciso. Si se maneja bien en esta situación, será el nuevo miembro del equipo de Trabajo.

Échelo a perder y estará de vuelta a revisando las listas de empleos. ¿Qué es lo que se supone que tiene que decir?

En seguida cinco puntos clave sobre lo que debe saber y hacer para que su “venta rápida” sea exitosa:

Ensaye, ensaye, ensaye. Muy pocas personas tienen el poder de oratoria para hacer un discurso convincente en 15 segundos que abarque toda su vida profesional, al instante y bajo presión. Practique su discurso 100 veces, literalmente. Conózcalo, siéntase cómodo con él, sea capaz de adaptarlo efectivamente para distintas audiencias. Ensaye su lenguaje corporal: ¿Cómo dará el discurso mientras esté sentado o caminando por un corredor? ¿Cómo se diferenciará cuando habla por teléfono versus cuando sea en persona?

Enfóquese en el impacto que puede crear. Cuando usted describe el impacto que causa y puede seguir causando, suena mucho más convincente que cuando habla acerca de sus años de experiencia.

Deje de lado sus creencias culturales. A la mayoría nos han enseñado –nuestros padres, profesores o contextos corporativos orientados al trabajo en equipo – a no echarnos flores y a usar "nosotros" en vez de "yo". La venta rápida tiene que ver con el “yo”. Debe sentirse cómodo hablando acerca de sus contribuciones (con elegancia, eso sí).

Hable lento y con firmeza. Sea por nervios o el deseo de meter mucha información en poco tiempo, las personas tienden a hablar de forma muy acelerada cuando dan sus discursos en una venta rápida. Esto es extremadamente desconcertante para un posible empleador. Hable a un paso que muestre su tranquilidad y confianza en sí mismo. Usted quiere que piensen que es reflexivo y enfocado, no cualquier loco hablando idioteces.

Vea al mundo como un ascensor. Demasiadas personas que buscan trabajo guardan sus discursos rápidos para ferias de trabajo o entrevistas. Con eso no basta. Haga su discurso rápido en todos lados: reuniones familiares, en la sala de espera del dentista, a la hora del té y en su iglesia. Uno nunca sabe dónde va a encontrar su próximo trabajo.


  COMENTARIOS
  • Le mejor entrenamiento profesional que he recibido en mi vida no fue en lo absoluto estudiar un MBA. Lo que verdaderamente me proporcionó una actitud de confianza en mis ideas y mi potencial (habilidades de venta personal) fue que durante dos años estudié... ¡Arte Clown!. Recomiendo que todo ejecutivo debería de estudiar artes escénicas no tanto para aprender a actuar, sino para aprender a desenvolverse.
  • Venderse a si mismo, es como vender un producto o un servicio, requiere el conocimiento de todos los beneficios que le representaría el bien a su comprador.
  • En el aspecto psicológico hay que reforzar la autoconfianza.
  • Puede ser impactante la imagen personal a primera vista, mas, la actitud de quien toma la decisión debe ser reflexiva, y el discernimiento se sustenta en las acciones tranquilas, pausadas y sistemáticas de quien pretende esa imagen tan efusiva.
  • Lo importante es que todos debemos de estar listos para auto-gestionarnos y poder demostrar en poco tiempo que nos distingue.
  • Hoy en día las empresas están tomando decisiones que no sólo implican cumplir un protocolo de actividades para contratar personal, sino que tengan la certeza que la persona a la cual contratan sean personas de éxito.
  • El punto clave de una entrevista está en la impresión que dejamos, y para ello nuestras palabras deben impactar de manera tal que se luzca más la persona que el mismo curriculum.
  • Debemos practicar nuestros discursos, debemos de prepararnos y es algo que a muchos de pronto no nos gusta hacer.
  • Es importante el hecho de agregarse a uno mismo, una dosis de entusiasmo durante la entrevista y hacer que el entrevistador perciba nuestro carisma y actitud positiva, comprender nuestras habilidades y saber que estamos en la carrera por el talento.


No hay comentarios.:

Gracias por su visita.

EnPazyArmonia