Gracias por su visita.

15 de abril de 2016

LA TRADICIÓN DEL MUÑECO DE AÑO NUEVO


Es curiosa la tradición de Incinerar un muñeco en la medianoche del 31 de Diciembre y ojalá te mueva a volver cenizas tus fallas.

Es un símbolo de purificación, de borrar el ayer y de cerrar ciclos y deseas lo mejor para el nuevo año.

La decisión de dejar lo viejo y saludar lo nuevo es clave para poder liberarse de malas ataduras.

Si de verdad te lo propones puedes terminar con una relación sufriente o dejar un trabajo que ya no amas.

Quemar un muñeco es solo un llamado a soltar apegos, renovarte y cambiar las sombras por luz. Elige una nueva vida.

¿Lo quieres hacer?
¿Vas a seguir sufriendo?

Refuerza tu fe en Dios y en ti y da un salto. No te aferres a un pasado amargo, libérate.

Decir "feliz año" es fácil, pero el reto es vivirlo.
¿Es feliz año aquel que inicias alcoholizado o reñido con los que dices amar?

Lo que necesitas es tomar conciencia de cómo vives y hacer un plan para cambiar y mejorar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, escriba aquí sus comentarios