Gracias por su visita.

29 de marzo de 2016

SÍNTOMAS Y REMEDIOS CASEROS PARA LA FIBROMIALGIA


La fibromialgia es una enfermedad reumática crónica caracterizada por dolores musculares crónicos que no tienen causa física obvia.
Normalmente afecta a la parte baja de la espalda, el cuello, los hombros, la parte posterior de la cabeza, la parte superior del pecho, pero puede presentarse en cualquier parte del cuerpo.

El dolor y la rigidez son más agudos por las mañanas y suelen estar acompañados de dolor de cabeza, ansiedad, palpitaciones, falta de memoria, ojos y boca secas, una sensación extraña en la piel, insomnio y síndrome del colon irritable.


Remedios Caseros:

1. Para potenciar la respuesta inmune, recomendable mezclar Maca y Echinácea. Tenga la precaución de no consumir echinacea con intervalo de 2 semanas, es decir tomarla durante 2 semanas y luego descansar 2 semanas y volver a tomar. La maca también resulta ser un excelente energizante y revitalizante del cerebro.

2. Las infusiones de Bardana (Arctium lappa L.), Diente de león (Taraxacum officinale W.) y Trébol americano (Lespedeza capitata Michx.) ayudan a limpiar el torrente sanguíneo y potencian el sistema inmunológico. Para hacer una infusión ponga 15g de diente de león, 10g de bardana y 5g de trébol en medio litro de agua. Hierva durante 8 minutos y deje reposar otros dos o tres minutos. Filtre y tome 2 tazas al día.

3. El regaliz (Glycyrrhiza glabra L.) respalda el sistema glandular. Precaución: la sobre dosis de regaliz, puede elevar la presión arterial. No tome esta planta más de 7 días seguidos o si sufre de hipertensión. Para hacerse una infusión vierta en una taza de agua hirviendo una cucharadita de la planta seca. Deje reposar 3 minutos y cuele. Tome 1 taza al día.

4. Para proteger el hígado le recomendamos extracto de cardo mariano (Silybum marianum L.). En un vaso de agua o zumo vierta de 15 a 20 gotas del extracto, y tómelo un par de veces al día. Lo podrá encontrar en Herbolarios.

Remedios Populares:

1. Una planta que tiene un efecto muy beneficioso sobre el sistema circulatorio es el Ginkgo biloba (Ginkgo biloba L.). Este árbol con al menos 200 millones de años, se encuentra en muchos jardines de templos del Lejano Oriente. Actúa positivamente sobre el sistema cardiovascular y como estimulante de la circulación periférica

2. Una infusión de Valeriana le ayudará a conciliar el sueño.Remedios con aromaterapia:
La aromaterapia hasta el momento no puede ofrecerles remedios para paliar sus síntomas.

Remedios con homeopatía:

La homeopatía tampoco puede ofrecerles hasta el momento algún remedio que le ayude a paliar sus síntomas. Le recomendamos una consulta con un médico especializado.

Otros remedios:

1. Coenzima Q-10. 30-75 mg diarios. La coenzima Q-10 puede mejorar la oxigenación de los tejidos, potencia la efectividad del sistema nervioso, y protege el corazón.
2. Acidophilus. Tome lo indicado en la etiqueta del producto. La infección por Candida es común en personas que sufren fibromialgia. El Acidophilus repone las bacterias intestinales beneficiosas, destruidas por la Candida albicans.
3. Lecitina de soya. 1.200 mg diarios. La lecitina de soja promueve la energía, potencia la inmunidad, y puede ayudar a la función cerebral y a mejorar la circulación.
4. Ácido málico y magnesio. Tome lo indicado en la etiqueta del producto. Están relacionados con la producción de energía en muchas células del cuerpo, incluyendo también las células musculares. Son necesarios para el metabolismo de los azúcares.
5. Enzimas proteolíticas. Tome lo indicado en la etiqueta del producto. Las enzimas digestivas reducen la inflamación y mejorar la absorción de los alimentos, especialmente las proteínas, las cuales son necesarias para la reparación de los tejidos.
6. Vitamina A. 10.000 IU diarias. Es un potente luchador contra los radicales libres. Protege las células corporales y potencia la función inmune.
7. Vitamina E. 400 IU diarias. Es una vitamina con acción antioxidante muy potente. Lucha contra el efecto de los radicales libres. Protege las células corporales y potencia la función inmune.
8. Vitamina C con bioflavonoides. 1.000/200 mg diarios. La vitamina C junto con los bioflavonoides tiene una acción antiviral importante. Potencia, además los niveles de energía.

ALIMENTOS RECOMENDADOS:
 1.Verduras (excepto las mencionadas como alimentos prohibidos).
2. Frutas.
3. Cereales integrales (preferentemente mijo y arroz).
4. Frutos secos y semillas.
5. Pavo y pollo sin piel.
6. Pescados azules.

CUALES SON LOS ALIMENTOS PROHIBIDOS:
1. Alcohol.
2. Azúcar blanco.
3. Miel.
4. Fructosa.
5. Comidas procesadas.
6. Fritos y grasas.
7. Marisco.
8. Trigo y derivados.
9. Lácteos y derivados.
10. Pimientos verdes, berenjenas, tomates y patatas.

ALTERNATIVAS NATURALES
Tenga presente que la MACA es uno de los alimentos más consumidos a nivel mundial para aliviar este tipo de dolencias ya que sus componentes naturales reconstituyen la salud en aspectos diversos como por ejemplo la irrigación sanguínea, el fortalecimiento de musculatura y huesos, regulación del sistema endocrino y nutrición cerebral entre otros.
1. Maca (Lepidium Peruvianum)
2. Astrágalo (Astragalus membranaceous).
3. Equinácea (Echinacea angustifolia D.C.).
4. Bardana (Arctium lappa L.).
5. Diente de león (Taraxacum officinale W.).
6. Trébol americano (Lespedeza capitata Michx.).
7. Regaliz (Glycyrrhiza glabra L.).
8. Cardo mariano (Silybum marianum L.).

OTROS CONSEJOS:
1. Mantenga una dieta bien balanceada consistente en un 50% de alimentos crudos y zumos frescos y hechos en casa de verduras y frutas.
2. Haga cuatro o cinco comidas diarias más ligeras al día, en lugar de tres comidas más cargadas. Su cuerpo necesita las proteínas y carbohidratos para conseguir una correcta función muscular. Si el cuerpo no tiene el suficiente combustible, tomará los nutrientes esenciales de los músculos, causando un gran desgaste en los mismos y dolor.
3. Beber gran cantidad de líquidos le ayudará a limpiar el cuerpo de toxinas. Lo más indicado es que tome agua mineral, infusiones y zumos de frutas y verduras frescas.
4. No consuma pimientos verdes, berenjenas, tomates y patatas. Estos alimentos contienen una sustancia llamada solanina, que interfiere con procesos enzimáticos, causando dolor y sensación de malestar.
5. No consuma carnes rojas, ni blancas, productos lácteos ni otros alimentos que contengan grasas saturadas. Las grasas saturadas aumentan los niveles de colesterol e interfiere con la circulación. Además promueven la respuesta inflamatoria y aumenta el dolor. Evite también las grasas y fritos, las comidas procesadas, el marisco, las harinas refinadas.
6. No consuma tampoco cafeína, alcohol y azúcar blanca (en este apartado también incluiremos la miel y la fructosa), ya que pueden causar fatiga, aumentar el dolor y perjudicar el descanso nocturno. Si usted consume estos alimentos habitualmente en su dieta, en cuanto los deje notará por un período corto de tiempo, que los síntomas empeoran. Después de esta fase, notará una mejoría notable.
7. Evite el trigo y alimentos que lo contengan, además de la levadura de cerveza, hasta que los síntomas mejoren.
8. Lleve un programa de ejercicio moderado. Un paseo diario seguido de ejercicios de estiramientos puede ser muy beneficioso. Tenga en cuenta que necesita algún tipo de ejercicio suave a diario. Todos los ejercicios enérgicos y agresivos están contraindicados para las personas que sufran esta patología. Si no realiza una actividad física comience a practicarla poco a poco y tenga cuidado de no agotarse.
9. Asegúrese de que descansa lo suficiente. Le recomendamos que duerma al menos ocho horas.
10. Por las mañanas tome un buen baño de agua caliente. Le aliviará los dolores y la rigidez, además de estimularle la circulación. También puede alternar el agua fría con la caliente.

Algunos consejos
 Si debes permanecer sentado, levántate y pasea de vez en cuando.
Se puede aplicar calor en las zonas más dolorosas (con bolsa de agua caliente o esterilla).
Date una ducha o un baño con agua caliente al levantarte o antes de acostarte.
También es muy importante aprender a llevar tu propio ritmo, descansar con frecuencia y saber decir "no" a peticiones que no pueden cumplirse en días particularmente malos de afloro de la fibromialgia. Si hay compromisos que simplemente no pueden evitarse, se deberá descansar más, antes y después, para recuperarse mejor.
Aunque en teoría estas ideas parecen fáciles, muchas veces no es tan sencillo ponerlas en práctica.
Debemos tener en cuenta que, aunque inicialmente se presenten síntomas severos de fibromialgia, con descanso, ejercicio suave, calor local, tratamientos de fisioterapia, medicación y siguiendo una dieta sana, los síntomas pueden mejorar.
En cuanto a la dieta, puede ser beneficioso limitar el consumo de grasas animales, azúcar, chocolate, cafeína, y alcohol. Otras dietas, que promueven la eliminación de toxinas, requieren la ayuda de un experto en nutrición.

Terapias que te pueden ser de gran utilidad

La aplicación de Terapias Alternativas o Complementarias es una opción interesante para contrarrestar los trastornos ligados a la fibromialgia. Es importante que conozcamos no sólo los síntomas que se presentan, sino sobretodo, que existen alternativas eficaces de tratamiento como son los masajes, ejercicios de estiramientos, la sintergética, terapia craneosacral, reflexoterapia, quiropráctica, osteopatía y acupuntura, todas de gran utilidad en el tratamiento del dolor de origen musculoesquelético.
La práctica de relajación, y algún tipo de ejercicio ayudan a disminuir la angustia y la depresión, a menudo unidas a la fibromialgia.

Medicamentos más empleados
Los medicamentos que, con más frecuencia, recomiendan los médicos en el tratamiento de la fibromialgia son los analgésicos, antinflamatorios, antidepresivos, relajantes musculares y tranquilizantes.
Sales minerales alcalinas: sales de calcio, magnesio, sodio y potasio
Magnesio, por su acción en la musculatura
Vitaminas antioxidantes (A, E, C), minerales y aminoácidos antioxidantes (selenio, zinc, taurina). Coenzima Q10
Vitaminas B, refuerza el sistema nervioso
Lecitina (fosfatidilcolina), puede mejorar la función cerebral y la circulación
Acidos grasos esenciales (GLA y EPA), reducir el dolor y la inflamación y prevenir el síndrome premenstrual, ya que tanto el síndrome premenstrual como la menstruación suponen un agravamiento de los síntomas de la fibromialgia

Enzimas proteolíticas (pancreatina, papaína, bromelaína, amilasa, lipasa)

Triptófano, por la noche para mejorar el sueño al mismo tiempo que favorecemos la relajación de los músculos y ayudamos al cuerpo a no sentir dolor.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, escriba aquí sus comentarios