Gracias por su visita.

23 de octubre de 2015

¿QUE DICE LA BIBLIA SOBRE COMO ALCANZAR LA PAZ MUNDIAL?


Para que haya paz mundial hace falta un gobierno mundial, uno que enseñe
a la gente a amar lo bueno y a preocuparse por los demás. (Lea Isaías 32:17 y 48:18, 22.)

¿Quién establecerá la paz en la Tierra?
El Dios todopoderoso ha prometido reemplazar a los gobiernos humanos con un gobierno único para toda la humanidad (Daniel 2:44). A la cabeza de ese gobierno estará el Hijo de Dios, Jesús, a quien la Biblia llama el “Príncipe de Paz”.
 (Lea Isaías 9:6, 7 y 11:4, 9. Isaías 2:3, 4 y 54:13.)

Daniel 2:44
Y en los días de estos reyes el Dios del cielo levantará un reino que no será jamás destruido, ni será el reino dejado a otro pueblo; desmenuzará y consumirá a todos estos reinos, pero él permanecerá para siempre.

Isaías 9:6-7
Porque un niño nos ha nacido, hijo nos ha sido dado, y el principado sobre su hombro.
Se llamará su nombre «Admirable consejero», «Dios fuerte», «Padre eterno», «Príncipe de paz».
Lo dilatado de su imperio y la paz no tendrán límite sobre el trono de David y sobre su reino, disponiéndolo y confirmándolo en juicio y en justicia desde ahora y para siempre.
El celo de Jehová de los ejércitos hará esto.
Sino que juzgará con justicia a los pobres y decidirá con equidad a favor de los mansos de la tierra; y herirá la tierra con la vara de su boca, y con el aliento de sus labios matará al malvado.

Isaías 11:4, 9
Sino que juzgará con justicia a los pobres y decidirá con equidad a favor de los mansos de la tierra; y herirá la tierra con la vara de su boca, y con el aliento de sus labios matará al malvado.

Y será la justicia cinto de sus lomos, y la fidelidad será el ceñidor de su cintura.

Morará el lobo con el cordero, y el leopardo con el cabrito se acostará; y el becerro y el leoncillo y la bestia doméstica andarán juntos, y un niño los pastoreará.

Y la vaca y la osa pacerán; sus crías se echarán juntas, y el león, como el buey, comerá paja.

Y el niño de pecho jugará sobre la cueva del áspid, y el recién destetado extenderá su mano sobre la caverna de la víbora.

No harán mal ni destruirán en todo mi santo monte, porque la tierra estará llena del conocimiento de Jehová, como las aguas cubren el mar.

Isaías 2:3-4
 Vendrán muchos pueblos, y dirán: Venid, subamos al monte del SEÑOR, a la casa del Dios de Jacob; para que nos enseñe acerca de sus caminos, y andemos en sus sendas. Porque de Sion saldrá la ley, y de Jerusalén la palabra del SEÑOR. 

Juzgará entre las naciones, y hará decisiones por muchos pueblos. Forjarán sus espadas en rejas de arado, y sus lanzas en podaderas. No alzará espada nación contra nación, ni se adiestrarán más para la guerra.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, escriba aquí sus comentarios