Gracias por su visita.

6 de octubre de 2015

MEDITA PARA QUE TU ALMA SE ELEVE


Una de las dificultades en percibir nuestros dones es que no los valoramos porque son cosas que hacemos fácilmente, casi sin darnos cuenta o sin darle importancia.

Al contrario, solemos llevar la atención preferentemente a los puntos donde tenemos dificultades, como si nos gustara sufrir, y de esta manera, olvidando nuestros dones, parece que toda nuestra vida se convierte en una gran dificultad.


A la misma vez, percibimos los dones de las personas que están a nuestro alrededor y nos parece que son mejores que nosotros, que sus vidas son más fáciles y dichosas o que tienen más suerte. Así que explora tus propios dones y explótalos para tu bien.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, escriba aquí sus comentarios