Gracias por su visita.

28 de octubre de 2015

FRASES PENSAMIENTOS Y REFLEXIONES DE ISAAC ASIMOV


1920-1992. Escritor y bioquímico estadounidense de origen ruso. Conocido por sus obras de ciencia ficción y divulgación científica.

Nacido en un pueblo de Petrovichi (Bielorrusia), los padres de Isaac Asimov se trasladaron a Nueva York (EEUU) en 1923, cuando él tenía tres años. Asentado en el barrio de Brooklyn, su juventud transcurre entre los estudios y el trabajo en las tiendas propiedad del padre, dónde Isaac Asimov descubre los textos de ciencia ficción y comienza a escribir sus propias historias. En 1939 se gradúa como bioquímico en la Universidad de Columbia y toma un postgrado de química, título que obtuvo en 1941 y el Doctorado en la Universidad de Boston en 1948. En 1942, Isaac Asimov se traslada a la ciudad de Filadelfia y comenzó a trabajar como investigador químico en los astilleros de la marina, empleo que mantendría en el transcurso de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945). Ese mismo año, contrae matrimonio con Gertrude Blugerman, con la que tiene dos hijos y se separa en 1973 para casarse con Janet Jeppson. Comienza a trabajar como profesor en la Universidad de Boston, donde es ascendido a profesor titular en 1979 y paralelamente va adquiriendo mayor peso su carrera como escritor. En 1950 publica "Yo, Robot", historias de robots en las que introdujo las famosas tres leyes de la robótica y tiempo después, Isaac Asimov demuestra que además de ser un gran escritor de ciencia ficción, es también uno de los divulgadores científicos más amenos, publicando "Introducción a la ciencia". En 1985, Isaac Asimov es elegido Presidente de la Asociación Humanista Americana, cargo que ocupa hasta su muerte y un año después obtuvo la distinción de "Gran Maestro Nébula". Reconocido como un maestro del género de ciencia ficción y considerado uno de los "tres grandes" escritores de ciencia ficción de su tiempo, junto a Robert Heinlein y Arthur Clarke, Isaac Asimov se distingue por su estilo sencillo y asequible.

Frases y reflexiones

  • Cuanto más cercana a la verdad, mejor será la mentira, y la misma verdad, cuando puede utilizarse, es la mejor mentira
  • El aspecto más triste de la vida actual es que la ciencia gana en conocimiento más rápidamente que la sociedad en sabiduría.
  • El hombre más irremediablemente estúpido es aquel que ignora su sabiduría
  • El peligro es que un hijo nacido en el trono casi con seguridad se echa a perder. Recibe demasiados halagos y demasiado poder, y confunde el accidente del nacimiento con las realizaciones de valor.
  • En primer lugar acabemos con Sócrates, porque ya estoy harto de este invento de que no saber nada es un signo de sabiduría.
  • Es el cambio, el cambio continuo, el cambio inevitable, el factor dominante de la sociedad actual.
  • Escribir para mi es simplemente pensar con mis dedos
  • Escribo por la misma razón que respiro ... porque si no lo hiciera, moriría
  • Espera mil años y verás que se vuelve preciosa hasta la basura dejada atrás por una civilización extinta
  • Hace falta mucho arte para crear algo que parezca desprovisto de arte
  • La ciencia es una sola luz, e iluminar con ella cualquier parte, es iluminar con ella el mundo entero.
  • La ciencia ha progresado hasta el punto de que las únicas preguntas atinadas que nos quedan son las ridículas. Las preguntas sensatas se han pensado, formulado y respondido hace tiempo
  • La ciencia se construye a partir de aproximaciones que gradualmente se acercan a la verdad.
  • La educación autodidacta es, creo firmemente, el único tipo de educación que existe.
  • La frase mas excitante que se puede oír en ciencia, la que anuncia nuevos descubrimientos, no es ¡Eureka! (¡Lo encontré! ) sino es extraño...
  • La suerte favorece sólo a la mente preparada.
  • La vida es agradable. La muerte es pacífica. Lo problemático es la transición.
  • La violencia es el último recurso del incompetente.
  • Las normas establecidas con razón y con justicia, pueden dejar de ser útiles al cambiar las circunstancias, pero al permitir que continúen vigentes por la fuerza de la inercia, entonces, no sólo es justo, sino también útil, quebrantar aquellas que nos anuncian el hecho de que son inútiles, o incluso realmente perjudiciales.
  • Le faltaba irregularidad, le faltaba el caos de la vida permanente en la que una habitación, o incluso sólo una mesa, se adapta a las sinuosidades y fluctuaciones de una personalidad particular.
  • Los hombres que se acostumbran a preocuparse por las necesidades de unas máquinas, se vuelven insensibles respecto a las necesidades de los hombres.
  • Me parece, Golan, que el avance de la civilización no es más que un ejercicio en la limitación de la intimidad. (Los límites de la Fundación)
  • Nada altera mi concentración. Podrías hacer una orgía en mi oficina y yo no miraría. Bueno, quizá una vez.
  • Negar un hecho es lo más fácil del mundo. Mucha gente lo hace, pero el hecho sigue siendo un hecho.
  • No es necesario hacer el bien. Sólo se trata de no hacer el mal
  • No tengo miedo a los ordenadores. A lo que tengo miedo es a la falta de ellos.
  • Nos acostumbramos a la violencia, y esto no es bueno para nuestra sociedad. Una población insensible es una población peligrosa.
  • Nunca deje que su sentido de la moral le impide hacer lo que es correcto.
  • Para tener éxito, la planificación sola es insuficiente. Uno debe improvisar también
  • Rendirse ante la ignorancia y llamarla Dios siempre ha sido prematuro, y sigue siéndolo hoy.
  • Si cada año estuviéramos ciegos por un día, gozaríamos en los restantes trescientos sesenta y cuatro
  • Si el conocimiento crea problemas, no es a través de la ignorancia que podamos resolverlos
  • Solamente una mentira que no esté avergonzada de sí misma puede tener posibilidades de éxito.
  • Sólo hay una guerra que puede permitirse el ser humano: la guerra contra su extinción
  • Un sutil pensamiento erróneo puede dar lugar a una indagación fructífera que revela verdades de gran valor.
  • Una pistola atómica puede disparar en dos direcciones.
  • Uno se alegra de resultar útil.
  • Vale la pena ser obvio, especialmente si eres famoso por tu sutileza

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, escriba aquí sus comentarios