Gracias por su visita.

26 de septiembre de 2015

NO DEJAR PARA MAÑANA....


Hay una cita que dice: el aplazamiento es el asesino de la oportunidad, y esta cita es verídica.

Dejamos para más tarde las cosas que creemos deberían hacerse ya. Esto suele deberse a la idea de que hemos de hacer las cosas a la perfección. Nos ponemos metas tan elevadas que nos parece imposible llevarlas a cabo correctamente.

El temor al fracaso nos hace encontrar maneras de aplazarla. Esto puede provocar sentimientos de culpa y dura autocrítca, lo cual nos hace sentirnos aún menos capaces de realizar la tarea y entonces continuamos dejándola para después.

Una manera de vencer esta tendencia a aplazar es fijarse un mini objetivo. Es decir, proponte el objetivo de trabajar en ello.

Podemos poner un ejemplo: 15 minutos; una vez que haz trabajado los 15 minutos habrás cumplido tus objetivos y puedes sentir la satisfacción de haber hecho todo eso.

Una cosa que puedes hacer es activar la ley de la inercia que consiste en que cuando estamos inmóviles nos cuesta ponernos en marcha, pero una vez estemos en movimiento, es fácil continuar.


La vida por metros es dificil pero por centímetros es facilísima.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, escriba aquí sus comentarios