31 de julio de 2012

COMO SER MÁS FELICES EN EL TRABAJO



En los últimos tiempos hemos visto cómo la recesión ha causado estragos en las compañías, cómo ha acabado con pequeños pueblos y cómo ha devastado industrias enteras.

Todo esto ha sido más que analizado por los expertos. Pero hay un fenómeno del que casi nadie habla, a decir, de la psique de los estadounidenses.

Recientemente, tuve la oportunidad de entrevistar a Cathy Greenberg, entrenadora ejecutiva y escritora del libro “Lo que saben las compañías felices”, en el que, junto a los coautores, estudia los rasgos de las “compañías felices” y del tipo de personas que las hacen exitosas.

Dado que hay tanta gente sintiéndose mal a propósito de la economía. Los individuos deben aprender a ser felices en los malos tiempos. La felicidad es una manera de ser, es una mentalidad. Ser feliz en el trabajo implica concentrar nuestra energía en el lugar correcto.

A continuación, tres cosas que debemos hacer para ser más felices en el trabajo:

1. Evitar a los vampiros de energía: es muy común que malgastemos nuestra energía en personas llamados “los vampiros de energía”. Estas son personas poco enérgicas, que terminan por drenar nuestra propia energía. Todos tenemos ciclos naturales de energía. Hay momentos del día en que tenemos más energía y una mayor capacidad de concentración. Durante estos períodos de alto nivel energético, debemos concentrarnos en las personas realmente importantes. En otras palabras, debemos ahorrar nuestros períodos más energéticos para aquellas personas que nos resultan energizantes, y dejar los períodos poco energéticos para los vampiros de energía.

2. Cuidado con la política de puertas abiertas: sí, a veces estamos demasiado disponibles. Uno de los consejos gerenciales más sobre utilizados es la política de puertas abiertas. Cuando abrimos la puerta, estamos invitando a pasar a cualquiera que sienta la necesidad de obtener algo de nosotros (incluidos los vampiros antes mencionados). La lección aquí es no abusar nosotros mismos de nuestra disponibilidad.

3. Ser intencional: Debemos pasar un tiempo concentrados en nuestras actividades intencionales con el fin de ser felices y exitosos en nuestra carrera. Para tal fin, debemos hacer una lista de las actividades que hacemos todos los días, escoger las tres que más disfrutemos y determinar cuánto tiempo le dedicamos a cada una. Luego, debemos pensar en qué parte del presupuesto le dedicamos a cada una. Finalmente, debemos preguntarnos cuál de estas tres actividades nos toma el mayor tiempo y la menor cantidad de dinero. Las cosas que nos cuestan más tiempo y dinero sin aumentar nuestras fortalezas deben ser delegadas.


NOTA:
ESTA ES UNA VISION MUY CORTA DE LA VIDA.
EL MUNDO NO ES SOLO TRABAJO, DINERO Y PLACER.

No hay comentarios.:

Gracias por su visita.

EnPazyArmonia