Gracias por su visita.

14 de septiembre de 2009

HERPES LABIAL



El herpes labial, también llamado ampolla de la fiebre es causado por un virus simple del herpes. El herpes labial es contagioso. Es frecuentemente confundido con las aftas – una úlcera de la boca no contagiosa. El herpes labial ocurre principalmente en la piel adyacente a la boca, mayormente en los labios. A veces puede ocurrir en el mentón, orificios de la nariz, dedos o genitales. El término médico para el herpes labial es herpes labialis recurrente.
Exposición al virus
Generalmente los signos y síntomas del herpes labial son vistos luego de veinte días de exposición al virus. Pequeñas ampollas dolorosas, llenas de un líquido rojo o marrón pueden ser vistas en la piel. Las ampollas pueden explotar y rezumar. Un hormigueo precede a las ampollas luego de uno o dos días. Una vez infectado por el virus usted puede experimentar dolor de cabeza, irritabilidad y fiebre. Puede haber problemas al tragar cualquier comida o líquido. Picazón e hinchazón de los labios son comunes. El nódulo linfático en el cuello puede hincharse. Babeos pueden ser vistos en niños pequeños. Los síntomas pueden durar de siete a diez días.
Virus HSV 1 y HSV 2
El virus del herpes que causa el herpes labial es de dos tipos – HSV 1 y HSV 2. En la mayoría de los casos HSV 1 es la causa. Generalmente HSV 1 causa herpes oral y HSV 2 causa herpes genital, pero no necesariamente, ambos pueden infectar cualquier área del cuerpo. Como los virus son contagiosos, el herpes labial puede ser causado por contacto corto como abrazos y besos con la persona infectada. Puede propagarse entre niños pequeños al jugar con un niño infectado. Puede que una persona se haya recuperado del herpes labial y los síntomas no sean visibles, pero su saliva puede todavía contener el virus.
Recurrencia del herpes labial
Algunos disparadores como embarazo, heridas en los labios o encías, tratamiento dental, estrés, cambios hormonales, etc. pueden causar que el herpes labial recurra.
Use hielo
El hielo es un muy buen remedio casero para el herpes labial. Frote hielo en la piel afectada por unos minutos, repita cada hora.
Use una bolsita de té
Aplique una bolsita de té por unos minutos en las ampollas, repita esto cada hora. Puede también considerar en presionar una bolsita de té tibia en las ampollas por aproximadamente 30 minutos.
Otros remedios
Aplicar hamamelis en las ampollas le dará un poco de alivio. Sumerja su dedo índice humedecido en sal común en polvo y presione la ampolla por 30 segundos usando éste dedo índice. Gentilmente úntese gel o aceite de aloe vera en las ampollas. El extracto de bálsamo de melisa ayuda a reducir los síntomas y agiliza la curación. Aquellos que tengan un sistema inmune débil tardarán más tiempo en recobrarse y pueden sufrir consecuencias más graves.
Dieta para el herpes labial
Evite comidas ácidas y saladas. Comidas como chocolate, cacahuate, granos, guisantes, semillas, harina de avena y pan integral son altos en arginina, por lo tanto deben ser restringidos. Evite el té y el café. Coma una dieta rica en vitaminas. Su dieta debe incluir vitamina A, C y E. Cinc y hierro también son necesarios. Incluya ajo en su dieta. Coma comida fresca con alto contenido de antioxidantes y carbohidratos complejos. Evite comida procesada. Coma mucha fruta y vegetales de hojas verdes.
Otras sugerencias para el herpes labial
Siempre lave sus manos luego de tocar sus dedos o genitales. Siempre evite contacto directo con las ampollas debidas al herpes labial. Aplique crema protectora solar en áreas susceptibles. Nunca comparta sus pertenencias personales como cepillo de dientes con una persona infectada.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, escriba aquí sus comentarios

Seguir en Facebook

EnPazyArmonia